Amo, amo, amo el banana smoothie, de verdad es lo que más me gusta en el mundo.  Y muchos días a la semana suelo desayunar eso, pero gracias a lo intensa que me he vuelto con él, me la he pasado buscando formas de mejorarlo aún más, y puedo decirle que lo logré, y estoy lista para pasarles la receta.

Primero que nada les digo como dato cultural, que la única vez que intenté hacer una dieta (las odio y no puedo hacerlas) la nutrióloga me dio para desayunar un banana smothie pero con medio plátano y sin almendras, y aparte un desayuno completo extra. Pero como la dieta no es lo mío, lo hago con un plátano completo, que tampoco es tan grave, sigue siendo saludable y bastante light, ya que cuenta como tu porción de fruta de la mañana. Aquí la receta…Enjoy!

Ingredientes

  • 1 plátano
  • 5 cubitos de hielo
  • 2 sobres de Stevia
  • 5 almendras
  • Un toque de canela
  • 2 gotitas de vainilla
  • 1 vaso de leche (en mi caso deslactosada light)

Modo de preparación

Mételo todo a la licuadora, y listo.

Comparte conmigo qué te pareció en twitter @marianarubio

 

Mariana Rubio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *