El otro día estaba pensando en qué podría hacer para una despedida de soltera, y después de darle muchas vueltas, se me ocurrió que la mejor idea era hacer un brunch veraniego el sábado en la mañana.

Y aunque pareciera que es algo complicado y difícil de lograr, con flores, mini postres, y la paleta de colores adecuada, cualquier brunch puede quedar simplemente espectacular.

En esta ocasión te tengo un brunch veraniego, ideal para esta época, pero me enfoqué en la decoración y no tanto en el menú. Paleta de colores pasteles pero coloridos, mini postres frutales, y bases en tonos amarillos y azules, son parte de este divertido brunch sabatino.

Así que toma nota, inspírate y haz el tuyo…Enjoy!

This slideshow requires JavaScript.

mariana@magentamm.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *